Paneles solares, un milagro de la ingeniería moderna.

Share on email
Comparte
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Si buscas energía limpia y abundante, no hace falta sino que mires al cielo y enfoques tu atención en el Sol.

La principal estrella de nuestro sistema nos proporciona luz y calor suficiente para preservar la vida.

Pero esta energía también se puede transformar en energía eléctrica.

¿Quieres saber cómo? Te lo decimos a continuación.

¿Qué son los paneles solares?

como-son-paneles-sol2

 

Los paneles solares son placas planas con forma rectangular que captan la energía solar y la transforman en energía eléctrica.

Cada uno de ellos está compuesto por celdas de silicio que son protegidas con láminas de aluminio vidrio y algunos filtros para preservarlos de las posibles agresiones del exterior.

Una vez que almacenan energía en baterías de ácido-plomo o litio, ésta se inyecta a la red eléctrica para que la disfrutemos en los distintos aparatos que funcionen con electricidad.

En cuanto a la potencia de un panel solar, esta varía en paneles de 100 watts,160 watts, 265 watts y 310 watts

Este es el funcionamiento de un panel solar

A las partículas de luz que emite el Sol se les llama fotones.

Cuando estas entran en contacto con la superficie de las celdas fotovoltaicas impactan directamente con los electrones y este impacto los mueve de forma aleatoria.

Para que este movimiento sea aprovechado se incorporan lingotes de silicio y se tratan con un procedimiento conocido como dopaje que modifica el comportamiento de los electrones, generando así corriente eléctrica.

Entonces, esta misma corriente es la que se aprovecha, por ejemplo, en el alumbrado público.

En el caso específico de consumos que demandan mayor cantidad de energía se emplea un inversor de corriente para que el voltaje pase de 12 o 24 volts a 120 volts en corriente alterna.

¿Qué son las celdas solares?

como-son-paneles-sol3

 

Si hay tiene el Sol es energía abundante y potente. Por otra parte, el mundo moderno en que vivimos demanda grandes cantidades de energía, sobre todo limpia. 

Así que ambos factores se conjugan para que las celdas solares sean tan exitosas hoy en día.

Y es que además de la energía del Sol, las celdas fotovoltaicas también consumen el silicio que está contenido en la arena, el cual es un material semiconductor que modifica el comportamiento de los electrones.

Por tanto, parte de los componentes de las celdas solares son también de origen natural, hecho que los hace ideales para contribuir con la preservación del ambiente.

Una celda solar produce 3.7 watts, prácticamente lo mismo que una pila AA.

Esto implica que para producir cantidades considerables de energía se requieren al menos 10 celdas soldadas que produzcan unos 36 watts.

Si se unen 6  bloques de celdas, el resultado es un panel solar capaz de generar unos 220 watts, energía suficiente para encender unas 11 bombillas LED.

Tipos de paneles solares más comunes

Una de las experiencias que tenemos con la venta de paneles solares es que nuestros clientes nos piden específicamente aquellos monocristalinos o policristalinos.

Lo curioso de estas peticiones es que no suele haber justificación alguna para tal distinción.

Por ello queremos compartirte los principales tipos que hay en el mercado, los cuales pueden ser de dos tipos según el proceso de solidificación del silicio una vez que ha sido tratado con hidrógeno.

Panel monocristalino

Este panel se solidifica en un único cristal de color azul uniforme y sus características principales son:

  • Presentan mayor conductividad eléctrica y ofrecen un rendimiento  superior al 20%.
  • Al ser de menor tamaño que su equivalente policristalino, requieren una superficie menor para ser instalados.
  • Su producción es más exigente y cuidada, por tanto, su coste es un 15% a 20% más elevado

Panel policristalino

Se solidifica en varios cristales y es conocido como policristalino.

Su color es azul de varias tonalidades en las que pueden apreciarse a simple vista los cristales que conforman la celda solar.

  • A diferencia de los paneles monocristalinos, en temperaturas elevadas su eficiencia se mantiene estable.
  • Requieren una superficie de instalación mayor.
  • Su producción es más barata al ser menos exigente, por lo que su costo es considerablemente menor.

¿Que panel solar es mejor monocristalino
o policristalino?

POLI-VSMONO

 

La vida útil de ambos paneles solares es superior a los 25 años.

Ambos tipos de paneles cubren satisfactoriamente su función.

El costo es proporcional a su eficiencia, por tanto, desde nuestro punto de vista, rara vez hay razones de peso para adquirir los paneles monocristalinos, puesto que son significativamente más costosos que los paneles policristalinos.

Sin embargo, cuando el proyecto disponga de espacios reducidos y no quede alternativa deberán adquirirse aquellos monocristalinos.

Eso sí, sea cual sea la elección, como resultado podemos disponer de energía limpia e ilimitada para disfrutar del cada vez más creciente consumo de electricidad.

 

Share on whatsapp
Comparte
Share on email
Comparte
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Cambiemos
al mundo

Cambiemos al mundo

Obtén una asesoría especializada
para tu proyecto.